Deseo de cumpleaños

María Victoria Páez | Maqueta Sergio Berrocal

Hoy Yolanda cumple 40 años, se dispone a celebrarlo como un año más. En este día, desde que la conozco, tiene como costumbre hacer una declaración de intenciones a cumplir para sus próximos 365 días. Este año me ha sorprendido: es la primera vez que pide algo, no lo había hecho nunca. ¿ Qué pide una mujer que cumple 40 fantásticos añazos?: INTEGRACIÓN.

Si, Yolanda; simpática a raudales, sensible a borbotones, llorona por litros, tierna como una gominóla, sexy para repartir , va y pide INTEGRACIÓN, IGUALDAD, ABANDONO DE PREJUICIOS, QUEMA DE MIEDOS.

¡ Qué cosa! ¿ será verdad qué con los 40 entramos en crisis y se nos va la cabeza?. Noooo…… a esta Yolanda mía, la crisis le llegó mucho antes, el día que supo que la había visitado la misma cigüeña jipilonga que se dedica a repartir ángeles a madres primerizas, sin libro de instrucciones ni mediar palabra alguna; siiiiii, la misma jipilonga que se pasó por mi casa antes de por la suya ,y por casa de Adela, y por la de María y la de Cristina, y tantas y tantas que, tras hacer de detectives durante dos o tres años, caímos en la cuenta de que el pájaro del demonio se dedicaba a repartir aventuras, intrigas, silencios, berrinches, pataleos, infinitos, jergas inventadas, estereotipias que partían el alma.

Pero piensa un segundo mi Yolanda, mira bien tú entrega: es más guapo que el resto, más cariñoso, más valiente, menos mentiroso, más sincero, más simpático y, por encima de todo MADRERO.

La patilarga quiso jugar con nosotras, sin saber, que era Dios quien se carcajeaba de ella, y que en su intento de reírse de madres desconcertadas, les entregaba ángeles sin alas, para que las llamara 30 veces al móvil, les dijeran todos los días lo guapa que estaban, les felicitaran los macarrones pegados y, sobre todo, les dijeran que las querían más que nadie y que sería un amor para toda la vida.

Mi ángel, que ya es más alto que yo y, generalmente, más maduro; se ríe con mis patochadas y se preocupa si vuelvo tarde a casa. No, mi ángel no puede integrarse, porque los diferentes son los otros; son ellos los que tienen miedo a que se les “pegue” el saber estar, la educación, la ternura, la disciplina, la imaginación, el amor a raudales, la falta de prejuicios, el dar sin pedir nada a cambio, la verborrea infinita y tantos y tantos síntomas como tiene el amor verdadero.

Mira bien a tu ángel, el tiene tu mejor regalo de cumpleaños…. ¿ cómo que cuál?…. EL HUECO DE SUS BRAZOS….Acurrúcate en ellos y cierra los ojos, en ese instante te invadirá la paz de su alma limpia : habrás llegado a tu premio.

            ¡ FELIZ CUMPLEAÑOS PRINCESA!¡ QUÉ JAMÁS TE FALTE ESE ABRAZO!

 

×

Hello!

Click one of our representatives below to chat on WhatsApp or send us an email to tonitoboxmail@gmail.com

× ¿Cómo puedo ayudarte?