EU considera “confundidos” a los 191 países que condenaron bloqueo a Cuba en la ONU

Manuel Juan Somoza | Maqueta Sergio Berrocal Jr

La Habana

La Asamblea General de la ONU condenó una vez más el bloqueo de Estados Unidos a Cuba con el apoyo de 191 países y el voto en contra de Estados Unidos e Israel, en una maratónica sesión plenaria el miércoles que abogó por la continuidad del acercamiento a La Habana iniciado por la anterior administración de Barak Obama, ahora detenido por el presidente Donald Trump. EU justificó su posición –el año anterior se abstuvo al igual que Israel- alegando que el gobierno cubano “usa estos debates para distraer la atención del mundo de la destrucción de su propio pueblo”, calificó de “teatro político” las sesiones que sobre el tema celebra la ONU desde hace 26 años y dijo que esa instancia “no tiene facultad” para que Washington renuncie al embargo.

La embajadora de EU, Nikki Haley, admitió sin embargo que “nos hemos quedado solos” en la aplicación del embargo –una de las razones por las que el año anterior se abstuvo-, calificó de “confundidos” a los gobiernos que votaron contra tal práctica, y dijo que la administración de Trump la mantendrá hasta que los cubanos puedan “determinar libremente su futuro”.

La de Haley fue la única intervención a favor del embargo de los veintitantos   pronunciamientos en una sesión que la televisión estatal cubana transmitió en vivo desde su inicio a las 10:00, hora local. Entre los oradores figuraron la Unión Europea, el Grupo 77 más China, la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe, y los grupos de África y el Sudeste Asiático.

A título de países los hicieron, entre otros, México –no solo votó contra el bloqueo, apoyó además las reformas económicas en la isla-, Colombia, India, Paraguay, Panamá, Bolivia, Egipto, Rusia, India, Sudáfrica, China.

Por su parte, el canciller cubano, Bruno Rodríguez, rechazó por “irrespetuosas e injerencistas” los pronunciamientos de la representante de EU, a quien tildó además de “mentirosa” y “cínica” al hablar, dijo, “a nombre de un imperio responsable de la mayor parte de las guerras que se libran en el planeta (…) factor decisivo de la inestabilidad mundial”.

“Los pronunciamientos de la representante de EU parecen uno de esos twitts que proliferan en ese país en tiempos de división y odio”, dijo el canciller cubano, quien acusó a la actual administración republicana de retrotraer las relaciones bilaterales a los peores momentos de confrontación de la llamada guerra fría.

Rodríguez reiteró la disposición de su gobierno a mantener una “relación respetuosa” con Washington, pero sin renunciar jamás, dijo, a contar con “una nación independiente, socialista, democrática, próspera y sostenible”.

El gobierno cubano sostiene que en el año trascurrido hasta abril pasado el bloqueo le costó a la economía nacional “cuatro mil 300 millones usd, casi el doble de lo que necesitaría de inversión extranjera directa anual” para lograr el desarrollo al que aspira. Los daños acumulados ascienden a 822 mil 280 millones de usd, tomando en cuenta la depreciación del oro, puntualizó.

En paralelo, y como símbolo de nuevos tiempos, la Unión Europea (UE) también anunció el miércoles en Bruselas la puesta en marcha del primer marco legal para regular sus relaciones con la isla, mediante un acuerdo de diálogo político y cooperación que entra en vigor provisionalmente y que marca el fin del aislamiento de La Habana como el único país de la región con el que la UE no tenía aún un pacto bilateral.

“La UE y Cuba están verdaderamente pasando una página, y un nuevo capítulo de nuestra asociación comienza ahora con la aplicación provisional de nuestro nuevo acuerdo”, señaló en un comunicado la alta representante de la UE para la Política Exterior, Federica Mogherini, al anunciar el tratado.

La embajadora de Cuba en Bruselas, Norma Goicoechea, señaló en tanto que su país considera que se ha dado un “paso importante” que permitirá “consolidar las relaciones con bases estables, respetuosas y mutuamente beneficiosas”.

“Los lazos entre La Habana y Bruselas se corresponden con los vínculos desarrollados con diferentes Estados de la UE”, agregó.

 

Autor entrada: onmagazzine